viernes, 28 de enero de 2011

voy a estar un poquito "canghú"


Fue un mes de incertidumbres y mucho pensar… más que nunca: “año nuevo vida nueva”
                El año pasado me mudé de casa, empecé a convivir en pareja, adopté otra perra y amueblé mi casa… ahora no sólo me mudo de casa, sinó que me mudo de ciudad… y de provincia.
                Entre tantas idas y vueltas, entre Córdoba y Catamarca, Obra Hidráulica y Vial, permanente o trabajo “golondrina”…. La montaña se aleja cada vez más de mi vida, pero ya vamos a estar cerca. Por ahora me voy para Buenos Aires otra vez, a Ezeiza. Alquilo una casita, me pongo una oficina de la empresa y trabajo en una obra vial de ahí. No es lo más acertado que me pudo haber pasado, pero aunque sea tengo alrededor de dos añitos fijo en un lugar.
                Recién hablé con mi jefe y eso es lo que tiene para cambiar de aire correntino… y le verdad es que voy a extrañar estos pagos. Supongo que dentro de dos años cuando tenga que irme de Ezeiza también extrañe esa ciudad… por ahora me sigue mi pareja así que todo es menos nostálgico jeje.
                Empezando el año surgió la idea de terminar con ésta obra y lo primero que me propusieron fue Córdoba, a las sierras…. Yo chochísimo, re emocionado con la idea de ir para esos lugares, llenos de recuerdos y amigos. Pero la vida es tan cruel como puede ser. Y me toco quedarme con la ilusión… por lo menos voy a poder ir a algún que otro recital y dejar un poquito la vida de obra…
                Hace dos años y medio que estoy acá y eso es bastante teniendo en cuenta las cosas que pasaron… todo tiene que ver con el trabajo, pero de lo que estoy seguro es que después de ese tiempo, la persona que sale de ésta obra no es la misma que llegó. No sólo porque no está más soltero y tiene pansa, sino por la experiencia vivida… me hizo bien vivir estos años acá y estoy feliz de irme con una sonrisa, llevando recuerdos y dejando amigos.
                Capaz que la próxima vez escriba desde baires… una pena no estar rodeado de montañas, pero algún día llegará ese aire de montaña a mis pulmones…

2 comentarios:

Loreley dijo...

Exitos en la nueva vida Sam!

Valèrie dijo...

Siempre estamos en constante cambio, algunos más que otros. Tus cambios son más profundos, pero te llenan de nuevas experiencias. Muchas veces me gustaría llevar una vida más nómade, pero por el momento no es lo que me ha tocado. Buenos Aires está llena de cultura y de muchos lugares lindos por conocer pese al caos. Es cuestión de acostumbrarse un poquito y rodearse de buena gente :)

Sí, volví...y espero quedarme.